Seguinos en

Especiales

Estación Retiro: Pasaje de ida

Recorrer la estación de Retiro y levantar los ojos no solo es toparse con el pasado sino aventurarse hacia el futuro de las construcciones en las que la restauración de lo existente y la economía de recursos energéticos nos sigan permitiendo soñar con viajes.

Publicado

el

Se soltó el vagón y volamos al espacio exterior

Próxima estación mucho más allá del sol

Convoy espacial, ¿qué tan lejos nos llevara?

Convoy – Gustavo Cerati

Imposible no pensar en la migración interna de la primera mitad del siglo XX cada vez que uno pisa la estación Retiro. Más allá del fenómeno demográfico, está la dimensión humana. Hombres y mujeres, en su mayoría jóvenes, que dejaban sus provincias de origen para probar suerte en la gran ciudad. Por entonces, no solo no había internet sino que la red telefónica era mala y la comunicación de calidad se limitada a las cartas tatuadas de estampillas y sellos.

Recuerdo haber hecho un par de viajes inhumanos en la Estrella del Norte rumbo a la casa de mis abuelos en la infancia. No olvido uno en particular con la salida atrasada. Mi mamá me había comprado libros para distraerme que terminé de leer antes de que arrancara el tren, hacía calor y el fluir de personas parecía eterno. Una señora frente a mí escuchaba a Rita Lee en la radio al tope del volumen. Creo que miré por la ventana, y la estación negra, una mole sucia y portentosa, me provocó miedo, urgencia de que el tren saliera, de que ese lugar desapareciera pronto.

retiro_02

Lo que yo no sabía era que no siempre había sido así. Su construcción se desarrolló en el periodo 1909 – 1915. Se inauguró bajo la presidencia de Victorino de la Plaza. Plena de mayólicas, bóvedas, hierro y vidrio. El frente se diseñó con la disposición lógica para la entrada de carruajes. Las piezas metálicas provenían de la casa Francis Morton & Co, oriunda de Liverpool. Las postales con tranvías en la entrada la muestran imponente, animal arquitectónico presuntuoso de esa Argentina mitológica que pudo haber sido.

El sector destinado a los pasajeros, con su confitería y sus barrocos locales de madera, estaba dominado por el academicismo francés mientras que la zona de los andenes era propia del funcionalismo industrial. Los techos eran mucho más vastos que los de la estación Kings Cross de Harry Potter. Todo en Buenos Aires era grandilocuente en ese entonces.

Luego la indiferencia y las distintas ópticas respecto al modelo de país al que se aspiraba, hicieron el resto. Varias décadas pasaron hasta que, en 1997, se la declaró Monumento Histórico Nacional. La última puesta en valor, que retratan las imágenes de esta nota, culminó hace pocos meses. Hoy se pueden ver los colores de la composición original, se restauraron las paredes y los techos. No se trata solo de lo estético sino cumplir con el objetivo pragmático de prevenir filtraciones y sostener revoques.

retiro_04

Los usos contemporáneos determinan que haya leds, cámaras de seguridad y tótems de acceso. La luz se difunde por todos los espacios, como otrora, pero ahora se topa con una decoración más serena, con poco mobiliario porque la estación ya no es un punto de encuentro sino un lugar de paso híper veloz camino al trabajo.

A propósito del tiempo, los moldes de fundición del reloj colgante fueron hechos por una impresora 3D. El reemplazo de la chapa por paneles vítreos también demandó tecnología ingenieril. Recorrer la estación de Retiro y levantar los ojos no solo es toparse con el pasado sino aventurarse hacia el futuro de las construcciones en las que la restauración de lo existente y la economía de recursos energéticos nos sigan permitiendo soñar con viajes.

Fotos: Martín Yapur.

[post_view]

Continuar Leyendo
1 Comentario

1 Comentario

  1. HÉCTOR ALVAREZ CASTILLO

    2 enero, 2018 at 3:14 PM

    Linda nota y como siempre, las delicadas tomas fotográficas de Yapur.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Especiales

Los Black Cabs son los mejores taxis del mundo

Está chequeado.

Publicado

el

Por

No solo lo decimos nosotros. Hay información oficial que brinda una encuesta mundial impulsada por una empresa de turismo que coloca a los taxis de Londres, también conocidos como Black Cabs, como los mejores del mundo, superando a los de Nueva York y Tokio.

En este ranking los taxis de la capital británica recibieron el 22 % de los votos de los turistas y viajeros de todo el mundo, en el que destacaron sus principales fortalezas: la limpieza, la amplitud de los vehículos que permite que viajen hasta cinco pasajeros, la seguridad, la amabilidad y el conocimiento de los chóferes y, por supuesto, su puntualidad.

Resultado de imagen para taxis londres

El mejor servicio de taxi del mundo no podía estar también entre los baratos. Todos los viajeros coinciden en que moverse por Londres en taxi es muy caro, pero si necesitas por alguna emergencia tendrás una experiencia de gran nivel.

No todos los taxis londinenses son negros. Si bien los autos oscuros son mayoría, no hay ninguna norma que les obligue a hacer uso exclusivo de este color.

En los últimos años, muchos taxistas accedieron a “plotear” de publicidad su vehículo y eso hace que por la ciudad circulen taxis rojos, verdes y rosas, entre otros.

 

Continuar Leyendo

Especiales

Así nació el Lollapalooza

Lollapalooza vuelve a Buenos Aires por sexta vez el 29, 30 y 31 de marzo de 2019. Te contamos cómo fue la evolución del furor internacional que llegó a Argentina para quedarse.

Publicado

el

Por

Lollapalooza se originó en Estados Unidos, como un festival alternativo conformado por bandas de rock, indie y punk rock. Fue creado por Perry Farell, cantante de Janes Addiction, en 1991 y se realizó con frecuencia anual hasta 1997. Luego se interrumpió por cinco años y en el 2003 regresó a las taquillas para quedarse.

Lollapalooza es un concepto que define a los jóvenes norteamericanos de la década del 90, la Generación X. Es sinónimo de toda una camada de adolescentes que se crió con este festival ecléctico donde la diversidad es ley primera. Los diferentes tipos de música, looks, gustos, conviven en un mismo lugar generando un exquisito ensamble e intercambio que lo convierten en un evento único. Asentado en la cultura pop yankee, Lollapalooza es un concepto que fue creciendo año tras año y aparece en varias escenas de películas y series televisivas, como los Simpsons, South Park y Daria, entre muchísimas más. Este festival se transformó en una manera de vivir, donde se hace hincapié en los gustos e intereses culturales.

La primera expansión de Lollapalooza fue hacia el Conosur en 2011. Santiago de Chile fue la ciudad elegida para recibir el evento. Lo siguieron San Pablo, en Brasil en 2012 y Buenos Aires, en Argentina en 2014. Este esparcimiento en el globo permitió la inclusión de toda una nueva generación sudamericana, conocida como Millenials, donde la incursión a un nuevo tipo de evento al aire libre y con una extensa propuesta de artistas fue un hit. Una generación digital influenciada por la cultura norteamericana, pero que continúa fiel a su estilo propio, ya que cada festival mantiene la esencia autóctona de la ciudad donde se realiza.

Resultado de la imagen para history lollapalooza

Las características del festival lo convierten en un evento diferente a las ofertas musicales tradicionales. Un lugar para todos los gustos donde se puede disfrutar de una enorme variedad de estilos musicales junto a un grupo de amigos o en familia, ideal para el público latinoamericano.

Imagen relacionada

En septiembre de 2015 esta ola conquistó el viejo continente, asentándose en Berlín. Más tarde se sumaron Paris y Estocolmo, para darle una mirada europea al festival más grande del mundo. Lollapalooza se convirtió en el evento millenial por excelencia, con sedes en todo el mundo con un núcleo en común, pero manteniendo sus características particulares.

La generación centeniall también tiene su propio espacio dentro del Lollapalooza. Kidzapalooza es el sector para los más chicos de la familia, y va generando desde edad temprana sus adeptos al festival. En la edición argentina, que se realizará los próximos 29, 30 y 31 de marzo en el Hipódromo de San Isidro, los menores de hasta 10 años inclusive ingresan gratis al festival en compañía de un adulto con entrada.

Sin dudas, las generaciones que siguen nacerán con la palabra Lollapalooza instalada en su vocabulario.

 

 

 

 

Continuar Leyendo

Especiales

La historia de las famosas cabinas rojas de Londres

Mucho más que un gran punto para sacarse fotos.

Publicado

el

Por

En llaveros, imanes, prendas de vestir, calcomanías, postales y en muchas otras formas, vemos a las cabinas telefónicas rojas y se debe a que son uno de los iconos culturales más destacados de capital inglesa. Te contamos su historia:

En 1924 el London Metropolitan Boroughs convocó a un concurso para realizar el diseño de una nueva cabina de teléfono y se presentaron distintos arquitectos de la época. El ganador fue un modelo basado en la tumba de otro arquitecto neoclásico diseñado por Sir Giles Gilbert Scott (1880-1960). Con un estilo neoclásico y su detalle rectangular final inspirado en una bóveda fue el ganador del concurso y al que se le debe este emblemático icono cultural.

El modelo se fue actualizando durante años hasta 1980. En el transcurso han aparecido diez modelos distintos con pequeñas diferencias que fueron llamados K, de kiosco, y el número correspondiente a la actualización (K1, K2, K3, etc.). El primero fue blanco y rojo como la oficina de Correos y el techo se remataba como un tejado a 4 aguas.

Sobre el color rojo, la idea original de Scott era que sean plateadas y azuladas pero al estar relacionadas a la compañía de Correos aprovecharon para marcar un color vistoso decidieron realizar ese acertado cambio a colorado.

El modelo más popular fue el sexto, diseñado por Gilbert Scott, realizado para celebrar el 25 Aniversario del reinado de George V.

Actualmente las cabinas telefónicas ya no funcionan como tales, pero se encuentran por todas partes del Reino Unido (y en distintos países del mundo) a modo decorativo. Algunas son usadas como bibliotecas, otras como kiosco, algunas están vacías, en las que se acumula basura y apestan, pero por fuera nadie quiere volverse de Londres sin una foto con ella.

Los diseños más recientes son los más fáciles de ubicar en Londres, se encuentran en toda la ciudad, para ver los más antiguos hay que alejarse un poco del epicentro de la ciudad.

Continuar Leyendo
Ad Banner 300 x 250

LAS MÁS LEIDAS