Seguinos en

Discos

Disintegration, el disco bisagra de The Cure

Un día como hoy se lanzaba la obra maestra de The Cure. Lleno de drama, goth y con una carga emocional que pocos álbumes de la historia supieron transmitir.

Publicado

el

Un día como hoy se lanzaba la obra maestra de The Cure. Lleno de drama, goth y con una carga emocional que pocos álbumes de la historia supieron transmitir.  

the-cure-disintegration-2Disintegration se lanzó el 2 de Mayo de 1989 y es, básicamente, la melodía que sale del alma de Robert Smith. Este disco resulta perfecto para disfrutar sus largos minutos de sonido instrumental en altos volúmenes y para entender sus letras como el poema más especial. Una noche perfecta, oscura y dramática, dolorosa y real. Una decepción que no tiene nombre ni descripción, un rechazo, un amor, un horizonte sin salida o un recuerdo que pasó, del que solo quedan fotos. No existe adjetivo calificativo para describir este disco, sino más bien, un estado de ánimo.

Llegaba 1988 y Robert Smith era todo lo que siempre había odiado, “sólo” una estrella de pop. Encasillado en un rol en que la sociedad lo había puesto, tras algunos años de fama y varios éxitos de por medio, junto a una crisis treintañera que lo ahogaba y un sentimiento de hipocresía que invadía su conciencia por la “falsedad” de haber abandonado con The Cure el espíritu gótico y punk de sus inicios, decidió cambiar su rumbo. Fue por eso, que surgió Disintegration, sus más profundos pensamientos plasmados en nuevas letras y melodías, que cultivó alejado de todo para crear este maravilloso disco.

Comenzando por “Plainsong” con una introducción instrumental de casi 3 minutos, esta melodía nos sumerge en un estado de ánimo anticipando lo que vendrá: Doce canciones que te hacen replantear tu profundidad sentimental hasta el último segundo de “Untitle” y así entender la inmensidad del horizonte que Smith nos transmite en este grito de esperanza. Si bien el disco puede parecer un llamado de desesperación en un comienzo, lo que sentimos a medida que pasan los minutos es un abrazo y una explicación de cuan maravilloso e increíble es el mundo.

Pasando por “Pictures of you” y “Closedown”, llega “Lovesong”,  el resumen de la eterna historia de amor de Robert Smith y Mary Poole. El cantante de la banda realizó esta canción como regalo de bodas a Mary, su actual mujer (con quien se casó cuando terminó de escribir el disco en 1988 y sigue hasta hoy en día en matrimonio).

Disintegration fue el momento clave de la banda, aunque ya eran famosos y contaban con una carrera de diez años, con exitosos sencillos como Just like heaven o Why can’t I be you? necesitaban tener su obra maestra y llegó. Las letras de Smith reflejan las depresiones que sufría, su vuelta a las drogas, su decepción como banda, ante los cambios musicales que habían producido los últimos años, la desintegración en sí de The Cure, que había cambiado numerosas veces de miembros y sumado a eso, un replanteo existencial como persona, pensando si el adolescente que alguna vez fue hubiese aprobado al hombre que era hoy.

Lejos de querer crear otro disco marketinero, The Cure buscaba volver a sus raíces, el post-punk. Con este álbum demostraba la banda, junto a sus teclados y batería, de lo que estaban hechos. Nos llevan por ritmos góticos y alternativos, a sensaciones que convergen, entre oscuridad y alegría, manipulando a sus oyentes entre un tema y otro. Un poder maravillosamente exquisito, que hace inevitable la comparación con Bauhaus o Joy Division.

Una de las historias más peculiares detrás de este álbum, es el incendio que tuvo Robert Smith en una casa de campo donde se instalaba y casi pierde todas las letras que llevaba escribiendo durante meses. El cantante ingresó para rescatarlas, algunas se habían desintegrado y otros manuscritos estaban a salvo. Por suerte el productor de la banda, Dave M. Allen, tenía copias de las que habían quedado seleccionadas por lo que pudieron recuperarlas. Además, luego de este álbum, el director Tim Burton le pidió a la banda que realice el soundtrack de su gran éxito El joven manos de tijera, en la cual el personaje principal, fue inspirado en la imagen y estilo de Robert Smith.

Esta obra maestra es lo que todo gran artista hace ante una experiencia; convierte sus debilidades, fortalezas y sus inseguridades en música deliciosa para el mundo; Disintegration abre los ojos de cualquier persona, es muscular (como lo dice el título), nostálgico (“Pictures of You”), fantasmal (“Closedown”), hirviente (“Fascination Street”) y totalmente romántico (“Lovesong”) te da la valentía de sufrir, caer y levantarte, para entender que la vida es todo eso y mucho más.

[post_view]

 

Continuar Leyendo
1 Comentario

1 Comentario

  1. Alejandro Mattiauda

    2 mayo, 2017 at 5:00 PM

    Excelente reseña de un disco que me fascinó desde el primer día que salió a la venta. Muchas gracias.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Discos

Blossoms – “Cool Like You “

La banda de Manchester lanzó su segundo trabajo discográfico luego de presentar por casi dos años su disco debut, desde el los pubs de su Stockport natal hasta los grandes festivales del verano europeo.

Publicado

el

El segundo disco del quinteto generó una gran expectativa. Suele pasar cuando un debut es tan sólido como lo fue el disco homónimo lanzado en 2015. Ese primer trabajo contenía una catarata de hits que posicionó a la banda como la nueva gran cosa salida del semillero de Manchester. Fieles a la tradición de esa ciudad tan musical, la espera para sus shows fluía con una lista con lo mejor de su tierra: The Stone Roses, Electronic, New Order, The Smiths.

Cool Like You, el nuevo disco, tiene una colección de canciones igual de llamativas con un sonido más definido, la banda va encontrando su propio lenguaje y deja de ser un entramado de referencias para encontrar su identidad.

“There’s A Reason Why (I Never Retuned Your Calls) y “I Can’t Stand It” abren el disco con ganas de sonar en las radios y seguir construyendo su carrera a base de canciones producidas para llamar la atención. El video de la primera nos muestra a los jóvenes integrantes de Blossoms de gira por oriente, viviendo todo ese encantamiento de cada banda británica que va a Japón. El tema que da título al disco es el más electrónico y completa la paleta de lo que pueden ofrecer: algo indie, algo más clásico y algo que coquetea con la pista de baile.

“Unfaithful” suma groove, “How Long Will This Last?”, tercer corte del disco, vuelve a la balada de temática amorosa y el tempo bailable vuelve a subir con “I Just Imagined You”.

La edición deluxe que se puede escuchar en Spotify y otras plataformas de streaming tiene una segunda versión del disco con la misma cantidad de canciones, en el mismo orden, pero en formato acústico. Este bonus permite disfrutar las canciones desnudas y comprobar que ninguna se sostuvo en la parafernalia de la producción pop para justificar su lugar en el tracklist. Destaca la canción de cierre del disco: “Love Talk”, un momento que potencia su intimidad en esta versión despojada.

Continuar Leyendo

Discos

Uno Dos Tres 14: El disco argentino tributo a U2

Se trata de un homenaje realizado por distintos artistas a los casi cuarenta años de carrera de U2.

Publicado

el

Por

Se presentó el tercer álbum homenaje realizado por Discos Perfectos y está conformado por 12 artistas de diversos puntos de la Argentina que hacen covers de algunas de las canciones más celebres del cuarteto irlandés con la premisa de jugar, de adueñarse de una obra profundamente arraigada en el inconsciente colectivo para animarse a reformularla utilizando y maximiznado los recursos disponibles.

Uno, dos, tres, 14 va de grabaciones en estudio y perfil alto como la versión de Ramiro Abrevaya a registros casi caseros, íntimos, rozando el low fi, como el que ejecuta Shura Multivac. Una apasionante muestra de amor hacia los autores del conteo en español más bizarro de la historia.

No hay texto alternativo automático disponible.

Discos Perfectos nació como un blog en agosto de 2010 ideado por el periodista Fernando Cárdenas. Un intento por descubrir, difundir y compartir música, desde el mainstream hasta todas aquellas propuestas alejadas de los grandes radares. Ese trabajo de búsqueda constante derivó en la publicación de varios compilados que contienen las canciones de los más diversos artistas independientes y en la producción de dos discos tributo de íconos como lo son David Bowie y Gustavo Cerati.

La lista de canciones

  1. Ramiro Abrevaya – Lo que busco (I still haven’t found what i’m looking for)
  2. Azcurra – With or without you
  3. The Kavanaghs – Stuck In A Moment You Can’t Get Out Of
  4. Full Chamba – Running to Stand Still
  5. Leo Acevedo – Desire
  6. Fede Cabral – All I want is you
  7. Idílica – Where the streets have no name
  8. Shura Multivac – One tree hill
  9. Quinta – Stay (faraway, so close)
  10. Apolo Beat – La cosa más dulce
  11. Lautremont – Hold Me, Thrill Me, Kiss Me, Kill Me
  12. Rudy – With or without you
  13. Leo Acevedo – Until the end of the world

El disco completo puede escucharse acá.

Continuar Leyendo

Discos

THE NOW NOW: El nuevo disco de Gorillaz

Gorillaz presentó su sexto disco sin grandes novedades, con la clara intención de conformar a los oyentes. ¿Lo logra?

Publicado

el

El sexto disco de Gorillaz fue, desde un principio, presentado como una especie de bonus track extendido de Humanz y, al mismo tiempo, como un consuelo para aquellos fans que se sentían decepcionados por la poca presencia de Damon Albarn en el último lanzamiento. Y en ese sentido, Gorillaz cumplió. Sí, 2D canta todo el tiempo y suena mucho más al Gorillaz clásico. Si, se nota esta mas trabajado que The Fall y ya lo sabíamos hace tiempo. Ahora viendo el resultado afirmamos que The Now Now es un disco sin mucho que decir.

Humanz, con todos sus excesos y carencias, es un disco con personalidad. Y, al igual que los anteriores de la banda, presenta algún tipo de historia o concepto (en el caso de Humanz, una fiesta pre-apocalíptica). A excepción de algunas tímidas referencias a política internacional en “Humility”, The Now Now carece de la crítica social de Plastic Beach y Humanz, pero tampoco tiene la mitología del primer disco y Demon Dayz. Las únicas temáticas que recorren las canciones (sensaciones de soledad y alienación, mezcladas con una vaga esperanza) representan una introspección mas esperable de un disco solista de Albarn. Al final del día, el nuevo longplay se alinea junto a The Fall, un disco compuesto durante una gira que, en este caso, sirve como excusa para seguir de gira durante un año más. Una mirada pesimista lo vería como un cash-grab de Damon.

A pesar de las temáticas ya nombradas, The Now Now es mucho más optimista que Humanz. El apocalipsis quedó atrás, y ahora 2D canta sobre el “nuevo mundo” y “sobre dejar el aislamiento” (hablando específicamente a las letras de “One Percent” y “Humility”). El disco tiene un sonido mucho más coherente y continuo que los anteriores LPs de la banda, sin demasiado espacio para la experimentación y para la mezcla de géneros. La música se reduce a sintetizadores y beats eléctricos (y la divertida guitarra de George Benson en el primer tema), pareciendo en muchos sentidos una versión minimalista de Plastic Beach.

A grandes rasgos, las canciones son buenas.  “Humility”, “Hollywood”, “Sorcererz” y “Magic City” son las estrellas del disco. “Idaho” suena muy a algo salido de The Fall. “Fire Flies” y “One Percent” recuerdan a “Andromeda” y “Busted and Blue” (de Humanz). “Lake Zurich” es un bonito intervalo que por momentos suena a LCD Soundsystem. Aunque no me parece justo hablar de relleno, sí se puede señalar a “Tranz”, “Kansas” y “Souk Eye” como los temas menos destacables del disco.

The Now Now es un disco entretenido que no va a ganar nuevos adeptos a Gorillaz ni tampoco tiene grandes novedades que ofrecer a sus fanáticos. A decir verdad, parece el primer disco de Gorillaz dirigido hacia los “fans nostálgicos”, e incluso puede pasar como un disco demagogo. Es divertido, alegre y muy fácil de digerir, estando marcado por la presencia central de Damon y una producción prolija. Aquellos que no disfrutaron de Humanz, posiblemente encuentren en The Now Now lo que les faltó el año pasado.

A dieciocho años de la salida de “Tomorrow Comes Today”, Damon Albarn tiene derecho a hacer lo que quiera con su proyecto más preciado y The Now Now es una buena noticia para cualquier amante de Gorillaz (o para cualquier melómano con ganas de escuchar algo bueno).

Eso sí,  todos vamos a esperar que el inevitable octavo disco sea más sorprendente y ambicioso, después de este agradable trip nostálgico que representa The Now Now.

Continuar Leyendo
Ad Banner 300 x 250

LAS MÁS LEIDAS